Cómo reconocer las aplicaciones fraudulentas en Facebook

En el blog oficial de seguridad de BitDefender hemos encontrado una serie de consejos que os pueden ser de utilidad para reconocer aplicaciones fraudulentas en la red social Facebook.

1. Desconfía de los nombres extraños

Una aplicación legítima tendrá un nombre claro y, si es posible, fácil de recordar para que los usuarios sepan lo que están instalando. Por lo tanto, ¿algo así como “MMN” o’…,.?’ ¿o incluso jolieforyou /? O eacdwyxu debería levantar alguna sospecha.

Normalmente el nombre debe coincidir con lo que promete hacer la aplicación. Por lo tanto, si estás planeando instalar una aplicación que promete decirte cómo eres de adicto a Facebook, no debería llamarse algo así como “memo76″.

Por último, cuidado con los imitadores. Si te encuentras con una aplicación llamada ‘frmvilles’ no pienses que los autores de la aplicación tienen mala ortografía. Es, simplemente, un intento de engañarte.

2. Desconfía de las aplicaciones sin imagen o con imagen poco relacionada

¿Es la imagen de la aplicación consistente con lo que ofrece la aplicación? Lo normal es que el elemento visual (la imagen) asociado a la aplicación debe ser fácilmente reconocible y memorizable e ilustrativo de lo que hace la aplicación, y no una imagen vacía.

3. Fíjate en quién es el desarrollador

Si eres prudente puede que te preguntes quién es el desarrollador de la aplicación. ¿Un proveedor alternativo o, por el contrario, uno cuyo nombre se asemeja notablemente al de una persona famosa?  Si la persona que figura como desarrollador és alguien famoso, sospecha.

4. Presta atención a los comentarios

Una aplicación legítima, al igual que una maliciosa, busca no pasar desapercibida. Entonces, ¿Cómo distinguirlas? Sobre todo, hay que tener cuidado, ya que no hay que fiarse del número de usuarios. Que una aplicación haya sido instalada por un gran número de usuarios no quiere decir que no sea maliciosa. Fíjate en los comentarios: lo que la gente diga sobre una aplicación sí te puede dar una pista.

5. Si te pide copiar y pegar un código, es fraudulenta

Ninguna aplicación legítima te pedirá copiar y pegar un código en el navegador. Si te lo pide, seguramente es fraudulenta.

6. Introduce tu contraseña

Si una aplicación te pide una contraseña y nombre de usuario, pese a que ya estás con una sesión iniciada en Facebook, es que no trama nada bueno.

El phishing es un método de adquisición ilícita de datos personales como nombres de usuario, contraseñas o detalles de tarjetas de crédito mediante la creación de una página web que es similar a la página web de una entidad de confianza.

1. Observa la dirección de las dos páginas ¿Es posible que la dirección de Facebook sea “farrtbook”?

Además, todas las páginas de inicio de sesión respetables utilizan “https:”. La verdadera página de Facebook lo hace.

2. Si no estás en los EE.UU., la verdadera página de Facebook te dará la opción de iniciar la sesión utilizando tu lengua materna. La falsa no lo hace.

3. No todas las opciones disponibles en la página real de facebook están presentes en las falsas. Los phishers son un poco vagos.

7. Es extraño que tengas que verificar que eres humano

Como principio general, la plataforma social que estás utilizando trata de hacer la experiencia del usuario lo más agradable posible. Es por eso que cualquier prueba de verificación de humanos, por no hablar de un laberinto de pruebas que parece que nunca llegarán a ninguna parte, es una petición que es muy poco probable que proceda de una aplicación legítima.

8. No te fíes de las promesas imposibles

Veamos un ejemplo: teniendo en cuenta la creciente preocupación con respecto a la privacidad del usuario, ¿crees que ‘las aplicaciones espía van a tener los medios de decirte el número de visitas a tu perfil, a proporcionarte una lista de amigos que han visitado tu perfil y similares?

Por último BitDefender tiene disponible la aplicación BitDefender Safego para protegerte en Facebook (http://apps.facebook.com/bd-safego/)

Fuente: BitDefender

Deja un comentario

*