Entradas con la etiqueta ‘smartphones’

CNCCS presenta su Informe sobre Malware en Smartphones

El Consejo Nacional Consultivo de CyberSeguridad (CNCCS) ha presentado su primer Informe sobre Malware en Smartphones. Según el informe los smartphones, el nuevo objetivo de las mafias del fraude online.

Las principales motivaciones de las mafias para este nuevo tipo de ataques son la escasa concienciación de los usuarios y la gran cantidad de información personal y confidencial que contienen.

El estudio pretende constituir una radiografía que refleje la situación actual de los smartphones en lo referente a seguridad, describiendo las principales amenazas a las que se enfrentan, así como las medidas existentes para mitigar los riesgos asociados. Los dispositivos móviles ya no son simples teléfonos y no pueden ni deben ser tratados como tal.

Los dispositivos móviles han ido evolucionando hasta converger prácticamente en cuanto a funcionalidades con los ordenadores personales, hecho que se traduce en un notable incremento en la usabilidad de los móviles en cualquier ámbito. Pero como nota negativa debemos destacar un aumento en los riesgos que se asocian a los mismos.

La generalización de la oferta de tarifas planas para smartphones ha supuesto una popularización de estos dispositivos totalmente vertiginosa, pero el problema es que los usuarios no son conscientes de los peligros que entraña no tener protegido su terminal ni de la cantidad de información personal que se almacena en el mismo. Como consecuencia de esto, las mafias existentes han ampliado sus horizontes de actuación y han incluido este sector entre sus objetivos. Un objetivo de gran crecimiento y alta remuneración.

El primer código malicioso destinado a dispositivos móviles apareció en 2004, pero desde entonces los ataques han evolucionado a una velocidad de vértigo hasta llegar al último detectado hace escasos meses: ZEUS Man in the Mobile.

¿Cómo pueden los usuarios proteger sus dispositivos?

La limitada concienciación en lo referente a seguridad de los usuarios de estos dispositivos y el consecuente comportamiento pueden ser los factores de mayor riesgo para los smartphones a corto plazo. Es de gran importancia comprender que un dispositivo móvil de estas características ya no es un simple teléfono y no puede ni debe ser tratado como tal.

El CNCCS propone una serie de buenas prácticas para ayudarnos a proteger nuestros dispositivos móviles:

  • Habilitar medidas de acceso al dispositivo como el PIN o contraseña si está disponible.
  • Configurar el smartphone para su bloqueo automático pasados unos minutos de inactividad.
  • Antes de instalar una nueva aplicación revisar su reputación. Sólo instalar aplicaciones que provengan de fuentes de confianza.
  • Prestar atención a los permisos solicitados por las aplicaciones y servicios a instalar.
  • Mantener el software actualizado, tanto el Sistema Operativo como las aplicaciones.
  • Deshabilitar características mientras no se usen: Bluetooth, infrarrojos o Wi-fi.
  • Configurar el Bluetooth como oculto y con necesidad de contraseña.
  • Realizar copias de seguridad periódicas.
  • Cifrar la información sensible cuando sea posible.
  • Utilizar software de cifrado para llamadas y SMS.
  • Siempre que sea posible no almacenar información sensible en el smartphone, asegurándose que no se cachea en local.
  • Al deshacerse del smartphone borrar toda la información contenida en el smartphone.
  • En caso de robo o pérdida del smartphone informar al proveedor de servicios aportando el IMEI del dispositivo para proceder a su bloqueo.
  • En determinados casos pueden utilizarse opciones de borrado remoto o automático (después de varios intentos de acceso fallidos).
  • Monitorizar el uso de recursos en el smartphone para detectar anomalías.
  • Revisar facturas para detectar posibles usos fraudulentos.
  • Mantener una actitud de concienciación en el correcto uso de estos dispositivos y los riesgos asociados.
  • Extremar la precaución al abrir un correo, un adjunto de un SMS o hacer click en un enlace. Cabe destacar que esta fue una de las vías de entrada del Zeus-Mitmo.
  • Desconfiar de los archivos, enlaces o números que vengan en correos o SMS no solicitados.
  • Evitar el uso de redes Wi-fi que no ofrezcan confianza.
  • Tener en cuenta este tipo de dispositivos en su política de seguridad corporativa.

“Si bien las amenazas para móviles no forman parte aún del objetivo de muchos ciberdelincuentes, estamos viendo cómo aparecen los primeros ataques reales por parte de éstos. En los próximos meses los ataques para dispositivos móviles, principalmente para aquellos basados en Android, el sistema operativo de Google, crecerán de forma exponencial” afirma Luis Corrons, director técnico de PandaLabs.

En esta dirección os podréis descargar el informe.

Informe “Smartphones: riesgos, ventajas y recomendaciones de seguridad para los usuarios”

El informe, publicado por ENISA, tiene como objetivo fomentar el uso seguro de los smartphones, o teléfonos inteligentes, de modo que se disminuyan los riesgos de seguridad a los que se encuentran expuestos.

ENISA

El estudio pone en relieve el aumento en la venta de estos dispositivos y las nuevas posibilidades que ofrecen: mejora de la productividad en el trabajo, servicios de salud en línea, la realidad aumentada o el pago electrónico.

También se destacan los principales riesgos de seguridad presentes en el uso de estos dispositivos. Los presentamos ordenados por importancia:

  • Las fugas de datos al ser perdido, robado o desechado sin eliminar la información confidencial contenida en él.
  • El phishing a través de aplicaciones maliciosas, falsos sms o correos electrónicos.
  • Los programas de tipo spyware o dialerware (programas que roban de dinero a través del uso oculto de tarifas sms o teléfonos de tarificación premium).
  • Espionaje utilizando el teléfono de la persona afectada como elemento que se puede rastrear.

Por otra parte, este estudio destaca que este tipo de teléfonos tiene determinadas características que pueden incrementar su seguridad. Por ejemplo muchos implementan una sandbox (restringir el entorno de ejecución de las aplicaciones no confiables para que no puedan acceder a los recursos críticos del sistema), tienen un control de acceso basado en funcionalidades o que la distribución de su software está más controlada.

Se sugieren un conjunto de recomendaciones para diversos tipos de usuarios:

Ciudadanos

  • Activar el bloqueo automático.
  • No instalar ningún programa a menos que provenga de una fuente de confianza y se haya comprobado que los permisos de acceso a información que requiere son razonables.
  • Antes de desechar el teléfono se debe borrar cualquier información o dato personal.

Empleados

  • Antes de ser retirado un dispositivo, debe aplicársele un procedimiento de retirada que incluya procesos de borrado de memoria.
  • Si contiene información corporativa o puede acceder a información corporativa, debe definirse una lista blanca de aplicaciones permitidas.
  • La información del dispositivo y las tarjetas de memoria deben estar cifradas.

Empleos directivos

  • No se debe almacenar la información confidencial en el dispositivo y sólo debe permitirse el acceso a ella a través de un smartphone que utilize una aplicación que no guarde información en caché.
  • Para uso altamente confidencial, se deben cifrar las llamadas y mensajes de texto para asegurar la confidencialidad de extremo a extremo.
  • Estos teléfonos deben ser reseteados periódicamente utilizando imágenes del dispositivo especialmente preparadas y testeadas.

En último lugar, el estudio resalta un conjunto de problemas que, por el momento, no pueden ser remediados por el usuario o el administrador de sistemas como la gestión de parches, que todavía no se encuentra estandarizada, o que actualmente no existe un protocolo en la industria para revisar o eliminar aplicaciones de los canales de distribución.